Revista especializada en la industria del autotransporte en México

*ERP y la Innovación

Compartir

Hace poco tiempo discutía con un grupo de expertos el cómo un sistema ERP puede apoyar los procesos de innovación dentro de una organización. Como sabemos el crecimiento sostenido y futuro de cualquier organización está en función de su capacidad de adaptación e innovación; para poder atender las necesidades del mercado, las cuales están en constante cambio. Estas necesidades pueden ser nuevas, como por ejemplo el proveer de servicio a la nueva IPad3, o atender una necesidad existente de una forma diferente, que  genere una mejor experiencia de servicio al cliente y por lo tanto una ventaja competitiva para la empresa.

En esta ocasión analizaremos la segunda opción, el cómo atender de forma diferente una necesidad existente en el mercado. Como sabemos un sistema ERP provee de una serie de herramientas y controles a la organización para poder administrar los procesos de negocio que en ella conviven. Por lo general los ERP vienen acompañados de las llamadas mejores prácticas, las cuales permiten imitar un proceso de negocio que ya fue exitoso en alguna empresa del mismo giro. Sin embargo cuando hablamos de innovar, entendemos un proceso por el cual vamos a hacer algo diferente, y no vamos a imitar a la competencia. Es aquí donde surgió la pregunta… ¿Como ayuda un ERP a la innovación? Dicha pregunta se planteo ya que una mejor practica, por definición es imitar a alguien mas, si queremos innovar, debemos entonces dejar de imitar.

Después de una larga charla, llegamos a las siguientes conclusiones. Un proceso de innovación, debe de plantearse con tres preguntas:

  1. ¿Qué cambiar?
  2. ¿A qué cambiar?
  3. ¿Cómo cambiarlo y soportarlo?

La primera pregunta requiere de un ERP para poder ser contestada. La única forma de saber que se debe de cambiar, es tener primero un pleno control sobre la operación actual de la empresa. No es posible mejorar o cambiar lo que no se puede medir. El ERP, debe de proveer un marco de referencia para poder diagnosticar la situación actual de la empresa.

La segunda no se puede responder por si sóla con el ERP. El definir a que cambiar, es una decisión de la alta dirección y en general de toda la empresa. El sistema ERP puede facilitar el análisis de la información, dicho análisis apoyaría la toma de decisiones, sin embargo la decisión final no es del sistema de información, es de la alta dirección.

Por último el tercer cuestionamiento, debe acompañarse del ERP y del talento humano. Una vez que se define que se va a cambiar y a que se va a cambiar, es necesario contar con una solución ERP suficientemente flexible para incorporar estas mejoras y cambios. Un experto decía, debe de contener las herramientas necesarias para ajustar el ERP a los nuevos procesos de negocio de la organización, y estas herramientas debe ser parte de la solución, ya que el proceso de innovación es constante, de tal forma que es común que los sistemas cambien de forma constante a lo largo de la historia de la empresa.

Como conclusión se pudo definir que un ERP Flexible no es la solución para innovar, pero si es una parte indispensable de cualquier organización que busque hacerlo. El ERP es tan sólo el marco de referencia, lo primero es implantarlo y explotarlo, sin embargo el verdadero retorno de la inversión se dará en la medida que el ERP permita ajustarse a los cambios en el mercado y por lo tanto a los nuevos procesos de negocio de la empresa.

Por:  Ing. Enrique Duhne. /Director de Operaciones KEPLER matriz /informació[email protected]

www.kepler.com.mx

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Subir