Revista especializada en la industria del autotransporte en México

Protestan autotransportistas

Compartir

Ante la falta de acciones que garanticen la estabilidad de la economía familiar y del empleo, cerca de ocho mil empresas autotransportistas de carga y más de 25 mil camiones y tractocamiones se manifestaron el día de ayer en 35 ciudades del país.

Jorge Cárdenas Romo, presidente nacional de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) dijo que es necesario desarrollar medidas que fijen la atención en el grave riesgo en que se coloca al sector ante una política pública que no ayuda a la industria a sortear la crisis económica actual.

Las demandas presentadas ante la Presidencia de la República, son:

1.    Suspensión del IETU hasta que se supere la crisis económica.

2.    Acreditamiento del diferencial  en el precio del diesel, tomando como referencia 5.44 pesos por litro sin IVA.

3.    No al traspatio de la chatarra estadounidense.

4.    Acreditamiento del 50 por ciento del costo de los peajes.

5.    Combate efectivo al robo en el autotransporte de carga.

El Gobierno Federal instrumentó un programa anticrisis, con alcance a toda la economía nacional, consistente en 25 medidas que seguramente tendrán impactos positivos sobre la capacidad de preservación de los niveles de empleo e ingreso en algunos de los sectores productivos que integran la economía nacional.

Sin embargo, el Acuerdo Nacional a favor de la Economía Familiar y  el Empleo no incorporó al autotransporte de carga dentro de las áreas que habrán de ser apoyadas.

A pesar de que éste es un sector prioritario y estratégico para la economía: por este medio se traslada alrededor del 82 por ciento de la carga, tanto nacional como internacional,  además directa e indirectamente, más de cuatro millones de familias y constituye, además, un factor fundamental para la competitividad del país.

De acuerdo con un estudio realizado por Canacar, entre sus agremiados, el presente año tendrá reducciones significativas en materia de empleo en sus empresas, como consecuencia inmediata de la caída generalizada en la actividad económica nacional.

Hay que señalar que la dinámica de este sector está asociada al desempeño del resto de las actividades productivas. Por lo tanto, es inevitable que la contracción económica haya generando ya la reducción en un 40 por ciento de los volúmenes de carga a transportar, es previsible que esta situación se agrave en los próximos meses.

Lo anterior, gracias a la caída en los volúmenes de carga, la “guerra” tarifaria que esto ha provocado, el retraso en los pagos por parte de los clientes, el incremento extraordinario en los costos derivado de los aumentos constantes en el precio del diesel y la devaluación de la moneda, los peajes de autopistas tan elevados, una “Reforma Fiscal” (IETU) diseñada para un escenario con crecimiento, inversión y empleo, han provocado graves problemas de flujo en las empresas.

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Subir